domingo, 15 de noviembre de 2009

Quinteto de cacería onírica

Meñique

Aquella noche, el hombre se internó en la selva de sus pesadillas con la escopeta de cazar sueños. Disparó a éste, a ése, a aquél y al otro, matándolos. Sólo quedaba uno, el peor. A este último no le disparó: no sabía que era un sueño.

Anular

Aquella noche, el hombre se internó en la selva de sus pesadillas con la escopeta de cazar sueños. Disparó a éste, a ése, a aquél y al otro, matándolos. Sólo quedaba uno, el peor y el más largo. Cuando apretó el gatillo por última vez, tiró la bala que finiquitó su propia vida: la confundió con un mal sueño.

Medio

Aquella noche, el hombre se internó en la selva de sus pesadillas con la escopeta de cazar sueños. Disparó a éste, a ése, a aquél y al otro, matándolos. Sólo quedaba uno, el peor, el más largo y el más real. A punto de ultimarlo, cambió de opinión: pensó que sólo era un personaje sin importancia de un cuento de Yuan.

Índice

Aquella noche, el hombre se internó en la selva de sus pesadillas con la escopeta de cazar sueños. Disparó a éste, a ése, a aquél y al otro, matándolos. Sólo quedaba uno, el peor, el más largo, el más real y el más cercano. No necesitó mucha puntería para acribillarlo a balazos pues estaba evidentemente a la vista. Pero, una vez rematado, lo exhibió con orgullo colgándolo en la sala como un trofeo de su cacería, con lo que perpetuó su pesadilla.

Pulgar

Aquella noche, el hombre se internó en la selva de sus pesadillas con la escopeta de cazar sueños. Disparó a éste, a ése, a aquél y al otro, matándolos. Sólo quedaba uno, el peor, el más largo, el más real, el más cercano y el más urgente. Antes de cualquier reacción, lo ayudaron a salir de la selva: logró despertarse a tiempo.


Título del próximo cuento: SUEÑO HÚMEDO
Se posteará: domingo 22 de noviembre

7 comentarios:

Con tinta violeta dijo...

Me gusta la imaginación que derrochas en este quinteto.
Uff menos mal que al último le despertaron del sueño.
Besos desde España.
Paloma.

Deivi E. dijo...

Hay momentos que uno cierra los ojos con fuerza creyendo estar en un sueño y se da cuenta, afortunadamente, que es así.

Brenda dijo...

yo no entendi na..

Yuan dijo...

Paloma:
A mí también me "despertaron".
Abrazo!

Deivi:
Menos mal que "los sueños sueños son", aunque sean reales.
Abrazo!

Brenda:
¿En serio? Yo tampoco... Jeje!
Abrazo!

Carmen María dijo...

¡Excelente serie! Un saludo desde Yucatán, desde donde me alegra mucho descubrite. :-)

Felix dijo...

Saludos Yuan Soy felix de la parroquia Nuestra Señora de Guadalupe de las Caobas, me alegro mucho de ver el trabajo que estas realizando (pense que tu esposa te tenia guardado en Kja de cristal)jajajaja, bueno realmente veo que el señor te sigue bendiciendo y nos bendice tambien a nosotros gracias a ese Don maravilloso que el Dios Padre te regalo. deveras me da placer encontrar tu trabajo de evangelizacion de una forma creativa y diferente Dios te bendiga y nos bendiga a nosotros atravez de tus dones, (se que me diras que yo tambien puedo hacer lo mismo o mas cosas pero es que Como la cancion de Miguel H. TE EXTRAÑO Jesus, y hace tiempo que no le pido lo que el tiene para mi Santa Navidad+

Yuan dijo...

Carmen María:
No te imaginas cuánto he aprendido con tus posts.
Saludos desde Santo Domingo, donde estoy de vacaciones, con un calorcito parecido al de Yucatán.

Hola Felix (Dajus):
Jeje! Qué bueno "verte" por acá!
El Dios de las sorpresas sigue contigo siempre!
Abrazo!